Es uno de los básicos en cosmética desde hace varios años. Lidera las listas de los productos más famosos y es uno de los TOP5 de venta en los Duty Free de los aeropuertos. El Huile Podigieuse de Nuxe es el niño mimado de la marca.

Este clásico que pasa de generación en generación y que es alabado por igual por directoras de revistas de moda como por nuestras amigas amantes del bienestar, es el protagonista de este review. Aunque para mi gusto se ha quedado un tanto anticuado.

Las marcas emergentes le han ganado la partida consiguiendo resultados mejorados, en especial una fórmula que me gusta de más: la de Akento. Si te das prisa, podrás disfrutar ahora de un 15% de descuento para que lo pruebes siguiendo este enlace.

Porque no todos los aceites para el cuerpo son iguales, y creo que el de Akento ha afinado su producto hasta tal punto, que no creo que se pueda mejorar. 14 aceites diferentes + extractos de frutas, plantas y algas que llevan este humilde cosmético al súmmum del cuidado y el bienestar.

Es mi obligación recomendártelo como la mejor opción del panorama de belleza, pero también contarte mi experiencia con la marca francesa.

Tenía muchas ganas de ponerme a investigar el Huile Prodigieuse como a mí me gusta: viendo la formulación gaélica que tiene, hablando de su textura, de su aroma, de sus secretos

Pues bien es el momento de que hablemos con él. Prepárate un té, relájate y únete a la conversación.

Una marca francesa que triunfa fuera de París

En 1990 nacía Nuxe, una marca 100% francesa que tenía intención de revolucionar la cosmética. Con unos productos que buscan ser ecológicos, naturales y respetuosos con el medio ambiente algo que ponen de manifiesto en su packaging y en su formulación.

Han conseguido desde entonces tener más de 45 patentes y estar presentes en 60 países de varios continentes. Desde el principio han buscado que las personas que compraran cualquiera de sus productos también compraran calma, bienestar y eses savoir faire tan francés.

Su fundadora, Aliza Jabès ha creado una marca que está según sus propias palabras cimentada por 5 pilares: naturaleza, innovación, evaluación, experiencia sensorial y accesibilidad.

Precisamente con respecto a esta última consiguió que sus productos se vendieran en farmacias cuando no era muy común hacerlo.

En 1991 lanzó su primer producto, también el que les lanzó al estrellato, el Huile Podigieuse.

Hoy en día existen distintos formatos: 50 ml y 100 ml y también con destellos dorados que te deja la piel chispeante. La marca tiene más productos y en su web puedes hacer un test para saber cuál es tu tipo de piel y qué productos te recomiendan.

Características del Huile Prodigieuse de Nuxe

Se trata de un aceite seco. Está recomendado para pelo, cuerpo y cara. Aunque sobre todo lo recomiendo para el cuerpo. Al ser seco no te deja esa sensación grasienta que tan poco gusta a muchas personas.

Lo puedes utilizar independientemente de cómo tengas la piel, tanto para la que es grasa, seca o mixta. Eso sí, no diariamente, mejor algunos días a la semana.

Lo que más me gusta, a parte de la hidratación es el brillo que deja. Realmente te da un toque de glamour que la mayoría de cremas y aceites no dejan.

Truco: si pones un pelín más en los talones y en los codos notarás una hidratación muy profunda en poco tiempo.

También te recomiendo que si vas a salir a cenar fuera o a tomar algo te pongas un poco en los brazos y en el escote, verás cómo alguien te termina preguntando por ese brillo tan especial que tienes esa noche.

El envase está bastante bien. Parece una colonia, y esto le da un valor añadido. Tiene pulverizador y esto va muy bien para no pasarse con el producto.

Hay dos tamaños, de 50ml y 100ml.  El que sea transparente va genial para ver cuánta cantidad de producto te queda pero no tan bien el tema de la luz solar. Te recomiendo que lo pongas en un lugar oscuro para que no le afecte a las propiedades.

La textura es la típica de aceite. Al ser seco es un poco menos pringoso que el Golden Body Radiance de Freshly, pero no deja de ser aceite. Eso sí, se aplica súper bien.

En cuanto al aroma, a mí me gusta. Sé que hay gente que tanta mezcla de aceites les resulta empalagosa en cuanto al olor. También tiene perfume añadido y quizá es un poco fuerte, pero no llega al nivel del de Alqvimia.

En todo caso, se va en un rato. Pero a mí, repito sí que me convence.

En el 2019 la marca creo otro aceite hermano pero con un olor más floral (se ve que alguien se había quejado del olor del original) este nuevo tiene un toque más de flores campestres. Es el Huile Prodigieuse Florale a base de cítricos, bergamota , magnolia y azahar.

¿Cómo me lo aplico?

Como he dicho este aceite se puede aplicar en distintas partes: pelo, cara y cuerpo.

Cara

Cuando me lo aplico aquí es porque la tengo especialmente seca. Sobre todo en verano, después de un día de playa. Tomo muy poca cantidad y me lo aplico a pequeños toquecitos. Con las manos súper limpias.

Si te vas a maquillar luego espérate a que se seque bien no vaya a ser que te arruine el maquillaje. Una cosa que a veces hago es que cuando tengo alguna crema que se está gastando le echo un pelín de este aceite.

O si la crema me deja la piel seca y no la quiero tirar, también le echo. Sé que hay mujeres que se la echan al maquillaje, sobre todo si está seco, pero eso no lo he probado.

Pelo

En este caso lo que hago es aplicármelo antes de lavarme el pelo. Lo masajeo por el cuero cabelludo y por el pelo hasta las puntas. Después dejo actuar como 10 minutos y ya lo aclaro.

No lo suelo hacer muy a menudo porque ya tengo el pelo de por sí un poco grasiento.

Hay veces que lo aplico como toque final a un peinado porque quiero darle brillo al pelo. En este caso aplico poquísimo producto. Lo justo para el brillo. Y con el pelo seco que no toque la raíz sobre todo.

Que no pasa nada, ni salen granitos ni nada, pero como ya he dicho lo tengo un poco grasiento con lo que no me quiero arriesgar.

Cuerpo

Es sin duda, el uso que más me gusta. Lo aplico desde los pies hasta el cuello, más o menos, extendiéndolo muy bien y haciendo hincapié en codos y talones.

Siempre poco a poco, (no vaya a ser que sobre) lo voy aplicando con movimientos circulares.

Si me ducho en el gimnasio no me lo llevo, pero si es en casa un par de veces a la semana sí me lo echo. Al gimnasio me lo llevaría pero me da pánico olvidármelo, ya me ha pasado con geles, champús, toalla ¡algún día me dejaré la cabeza!

Tampoco me lo suelo llevar de viaje por la misma razón. Creo que con la edad se me olvidan más las cosas.

Formulación

Como viene siendo tradición, te dejo el INCI para más tarde analizarlo. De mayor a menor cantidad de producto.

Como puedes ver hay muchos aceites juntos, la mayoría naturales.

  • El aceite de tsubaki: O, como la conoceríamos nosotros, la camelia japonesa. Tiene minerales, vitaminas y propiedades rejuvenecedoras. Además de ser muy nutritiva.
  • El aceite de avellana: Contiene ácidos grasos, vitaminas, potasio y calcio.
  • Aceite de almendras dulces: También tiene una alta concentración de ácidos grasos, es muy hidratante y se usa bastante en cosmética.
  • El aceite de oliva: Usado en todo el Mediterráneo, tiene grandes propiedades nutritivas.

Contiene otros muchos aceites como el de nuez de macadamia, argán y girasol.

Es apto para embarazadas y no contiene parabenos ni siliconas, aunque hay algún químico que no me gusta demasiado.

Además no lleva ingredientes de origen animal.

Opinión final ¿me convence el Aceite de Nuxe?

Bien, llega el momento deseado por todas. Hemos hecho un repaso tanto a la marca como a su famoso aceite seco. Y debo decir que aunque me gusta, creo que se ha quedado atrás en cuanto a funciones, fórmula y aroma.

Hace unos años, cuando prácticamente había unas decenas de aceites corporales, era lo más de lo más. Pero ahora las marcas han florecido y cada vez sacan a la luz mejores productos.

Si solo hubiese probado el Huile Prodigieuse, me quedaría tan contenta. Pero he descubierto otros cosméticos que son superiores, tanto en calidad, como en resultados y sensorialidad.

Además, tiene un gran PERO y ese es el precio. El tamaño pequeño ronda los 20 euros y el grande más de 30 euros. Para una crema no lo vería caro pero para un aceite sí.

Es verdad que son 6 aceites juntos y que te deja la piel luminosa y suave. Pero, por ejemplo, dice que repara y esa función quitando en los talones y en los codos no lo termino de ver.

Lo mejor por tanto diría que es su brillo y lo peor su precio.

He encontrado otro producto mejor, el de Akento. Cuando me lo aplico me siento súper glamurosa; y cómo deja la piel es pura magia. Por tanto, es el que te recomiendo.

Por cierto que han sacado una versión, Huile Prodigieuse Or, con purpurina. Es más caro y no lo he probado pero tengo ganas, dicen que te deja un tono satinado.

Te recomiendo que si te ha gustado la reseña del Aceite de Nuxe te pases por su web para ver las diferentes versiones que tienen, no solo las que he reseñado aquí, sino que tienen versiones limitadas y formatos de viaje. Además de vídeos explicativos.